Las caras después del partido en el vestuario eran todas un poema. Aunque pasaban por la mente de todos los jugadores las diferentes oportunidades desaprovechadas, pena máxima a favor incluida, más si cabe tras caer de la manera más dolorosa posible, con un tanto en el descuento y después de ir remando contra corriente todo el partido . El equipo se queda muy tocado, sin embargo, debe reflexionar y estar orgullosos del partido realizado, la victoria trabajando así llegará pronto y será premio al trabajo de jornadas atrás. Se puede perder un partido pero quizás no de esta manera.

El equipo de Miki Gomila ha competido durante los 90 minutos, ha luchado bien, sobre todo con el marcador en contra y remontando, aguantando, y al final el duro golpe del descuento se lo han llevado ellos. El problema es que la historia se repitió de nuevo, y eso que el inicio no hacía presagiar una derrota.

Nuestros salieron cómodos, bien situados, con modificaciones tácticas que le daban mayor presencia en ataque, tuvo la primera situación de gol pero no aconseguuia acertar ante la meta de Huguet. A continuación, trompo, en el minuto 3, daba el primer golpe a los azules, 1-0 en el primer acercamiento al area lluissera.

En esta dinámica, el palo anímico tenía que pasar factura pero nuestros reaccionaron con celeridad, a la salida de un córner y después de un balón rechazado en la frontal de área, Isaias empalmaba un trallazo que se metía como un obus a la meta local, 1-1 minuto 10. no es el de CCE de poner paños calientes y el equipo no se ha venido abajo, no se ha dejado llevar por el desánimo y seguían con ambición. Una situación surrealista de fuera de juego en la que Zurbano estaba solo ante Huguet pudo ser el segundo para los de Gomila, pero el colegiado decretó un “extraño” fuera de juego.

Los visitantes iban a dar lo que lis quedaba, porque las cosas estaban yendo bien, se trataba de arriesgar un poco más, total, no había nada que perder, las cosas mejoraron, se tiraron arriba, pero un nuevo gol de Gabi en el minuto 25 volvía a alejar los tres puntos de Ses Canaletes, nuevo reves.El equipo lucieran no acepta excusas, porque prefiere pensar en seguir sumando, estos golpes son cosas que te van menguando, siempre es un lastre tener contratiempos cuando estas trabajando bien. Antes del descanso, Alberto conseguía hacer justicia, 2-2 y ambos equipos hacia la caseta a coger fuerzas.

La reflexión en el paso por vestuarios era que se podía haber hecho mejor primera parte, no se hizo del todo mal, pero tenía que subir el nivel. La vuelta al verde, deja el primer cambio en los visitantes, Busutil entraba por Moyano que por molestias físicas se quedó en la ducha.

Gomila daba la orden de mirada al frente, sabían que no sería fácil, así que aprender de lo que ha pasado, de los errores que se han cometido, de las cosas que se pueden mejorar, pero siempre mirando adelante. Un experto en mil batallas, Gabi, se sacaba un disparo desde el lado izquierdo del área grande que acabó en la escuadra de la meta de Javi, 3-2 minuto 50, tocaba remar de nuevo contracorriente. El equipo siguió trabajando, llegando, gozando de ocasiones, Zurbano, Alberto, Othman, una por una y el balón no quería entrar, consecuencia de ello, el peligro del equipo de Calzada a la contra. En el minuto 69, una pena máxima decretada por el colegiado sobre Ricki, termina con el delantero lucieran al frente de ejecutar la pena máxima. Huguet adivinar el lanzamiento del delantero evitando así la igualada.

Se iba acercando el final y los locales podían sentenciar a la contra en una situación en la que Javi, con una gran estirada evita el 4-2, se estaba compitiendo al límite.

El 89, llegó el justo premio al trabajo, Alberto de segundas igualaba el partido a tres goles y el partido entraba en el descuento. En el último suspiro, saque de esquina a favor de los de Calzada, aparece trompo para matar a los nuestros, 4-3 y pitido final.

Hay momentos en que el fútbol es un poco duro, estaba con el marcador ajustado con la importancia que tenían estos puntos para el equipo a nivel anímico y de nuevo, la suerte fue esquiva para los de Gomila.Ahora se hace duro, se esta cansado y tocado anímicamente, pero hay que volver con más fuerza porque queda seguir luchando por cada partido en liga, hasta el momento en que se encuentre esta victoria balsámica, todo llega.

 

Fuente : CCE Sant Lluís

http://www.ccesantlluis.es/cce/

Traducido al Castellano por SportingDeportivo con Chrome translate

Anuncios